La Antena Mini Whip

Antena mini whip

La diferencia entre el fracaso y el éxito muchas veces suelen estar en pequeños y simples detalles que dejamos librados al azar. Para que este no sea tu caso, mientras ensayas tu flamante Antena Activa Mini Whip, ideal para receptores SDR, te guiaremos para que puedas disfrutar al máximo de ella y poder así sacar el máximo provecho de tu inversión. Siguiendo estos seis simples pasos, sin costos adicionales y con muy poco trabajo extra te espera una impensada ventana al mundo de la Radio.   

Tal como podrás ver en su video de presentación, la Antena Activa Mini Whip posee un ancho de cobertura en recepción tan interesante como amplio ya que, siguiendo nuestros consejos, podrás recibir emisoras muy lejanas desde las bandas más bajas de HF hasta poder escuchar transmisiones de VHF más allá de los 144 – 148Mhz. Vamos a comenzar hablando de la simple teoría de funcionamiento de esta antena para poder así comprender las razones y la lógica que tienen los pasos a seguir y “la más importante de ellas” es que trabaja con lo que se conoce como Campos Eléctricos de las Ondas de Radio.

Principio de funcionamiento

Si bien es muy conocido que una Onda de Radio está formada por dos componentes, una magnética y otra eléctrica (Onda Electromagnética), nuestra antena en cuestión aprovechará sólo la componente eléctrica de dicho compuesto; a diferencia de la antena MLA-30 que ya vimos en otra entrega. Con eso será suficiente para recuperar y enviar hacia nuestro Receptor SDR todas las señales que a ella lleguen. ¡Pero cuidado! Los ruidos eléctricos son los peores enemigos de nuestra antena y de nuestra pasión por escuchar radio. Estos ruidos eléctricos están por todos lados e inundan todo lo que puedas imaginar; por lo tanto, lo que sigue aquí es una guía de cómo aprovechar al máximo esta excepcional antena haciendo lo que se debe hacer en Radio; una correcta instalación. Los pasos son los siguientes:   

Altura recomendada de instalación

La Antena Mini Whip debe estar emplazada lo más elevada en el terreno y tan alejada de cualquier estructura edilicia como sea posible por los motivos que te contamos a continuación. Como te indicamos en la introducción, esta antena trabaja a partir de la componente de campo eléctrico de la onda de radio y en cualquier hogar moderno los ruidos de esta naturaleza provienen de lugares impensados como las luminarias LED, los cargadores de teléfonos móviles (fuentes conmutadas / switching), inversores solares, fuentes de ordenador, hornos micro-ondas, routers WiFi y un universo tan amplio de elementos de uso doméstico que no podrías creer.

Por esta jungla de ruido que habita dentro de una casa “normal” parte el concepto básico de sacar la parte activa de la Antena Mini Whip al exterior y, como mencionamos antes, lo más alejada posible de todos estos depredadores del bajo ruido en las bandas de radio. Imposible usarla dentro de la habitación y si no tienes otra opción que un apartamento con un simple balcón no te preocupes; bastará con extender un caño metálico alejándola tanto como puedas de la construcción para lograr el objetivo = “Que reciba señales de radio, no de ruido”. Muchas personas esperan que colgándola de la ventana ya funcione y allí es donde radica el primer paso a la frustración.    

Puesta a tierra

La Antena Mini Whip “necesita obligadamente” una excelente Puesta a Tierra o Toma de Tierra. Volvemos sobre la teoría explicándote que esto no es antojadizo porque el principio de funcionamiento se basa en recuperar señal desde un Campo Eléctrico. Esto es, entre la parte activa y el potencial eléctrico cero de una buena puesta a tierra se inducirá la diferencia de potencial en micro-voltios que se amplificarán en la parte activa y llegarán hasta nuestro receptor SDR luego de pasar por la fuente de alimentación. Si esta diferencia de potencial no es tan elevada como se pueda, las señales recuperadas serán muy pobres o nulas; por lo tanto, el emplazamiento alejado y elevado (como reza el punto anterior) deben llevar hasta las cercanías de la parte activa de nuestra antena la mejor tierra o potencial cero que podamos obtener

Por supuesto que no todos podrán instalar una estructura metálica de soporte sino que sólo dispondrán de un maravilloso caño plástico para este emprendimiento. No existirá problema alguno de hacerlo de este modo mientras se lleve un conductor de diámetro generoso hasta la zona de la antena para acercarle así el potencial de tierra que necesita para trabajar de manera adecuada. No es necesario el diámetro de un conductor de para-rayos pero con un buen cable y buenas sujeciones mecánicas el objetivo estará resuelto.

Un dato importante es que la malla del coaxial que une la fuente de alimentación con la parte activa de la Mini Whip puede ser usado como este conductor de toma de tierra pero por lo general no termina siéndolo ya que no está diseñada para eso y el desempeño de la antena disminuye. Esa malla está allí para proteger al conductor central del coaxial del ingreso de ruidos eléctricos en su recorrido, no siendo aconsejable su uso para múltiples funciones.

Elige Fuentes de alimentación limpias

La alimentación de la parte activa de nuestra Mini Whip no puede tomarse desde cualquier lugar por cómodo que nos resulte. Tratemos de evitar fuentes switching, cargadores de teléfonos móviles, Power Banks y todo aquello que introduzca ruido eléctrico por cualquier vía. Intenta utilizar una batería de 9Volts o de 12Volts como te mostramos en nuestro vídeo para obtener una alimentación pura, lineal y libre de ruidos. Intenta utilizar conductores cortos entre la alimentación y la fuente de alimentación de la antena, de este modo minimizas la posibilidad de entrada de ruidos eléctricos no deseados. Escríbenos si deseas orientación sobre filtros del tipo choques o ferrites para maximizar la inmunidad al ruido en esta parte.  

Utiliza coaxiales de buena calidad

Si bien no es necesario utilizar cables de muchos euros, no deja de ser importante que utilices un cable de la mejor calidad que puedas obtener. Tampoco importa si es de 50 o 75 Ohms ya que no debemos mantener relaciones de impedancias en su origen y destino pero sí importa y mucho que la buena calidad del cable nos proporcione dos elementos fundamentales y de importancia superlativa. Uno es la baja atenuación en función de la longitud de su trayecto y otro es la calidad de la malla protectora para cubrir nuestra línea de transmisión de los ruidos eléctricos espurios y externos. Cables de mala calidad por el hecho de querer ahorrar dinero nos llevan a pobres resultados.

Protégela de agentes externos

Si bien no importa como vayas a montar la antena ya que su funcionamiento no depende de una posición o polarización sino de un potencial eléctrico; lo que sí es de vital importancia es que selles muy bien toda la estructura donde vayas a montar la parte activa como así también las conexiones del coaxial. La humedad, el sol y los cambios de temperatura hacen estragos sobre los materiales y si no tomamos estos recaudos al momento del montaje bastarán pocos días para comenzar a experimentar un mal funcionamiento.   

Realiza un montaje adecuado

El montaje del “cuerpo” de la antena NO debe ser paralelo ni tan pegado encima del mástil de emplazamiento en caso que el mismo sea metálico y sea el elemento de tierra fundamental de la construcción. Deja una separación de unos 10 a 15 centímetros entre la toma de tierra principal y la parte activa de la antena para garantizar una buena diferencia de potencial obtenida. 

Si tienes un techo de chapas de Zinc podrías estar beneficiado ya que el mismo puede hacer las veces de “plano de tierra” (Ground Plane) y favorecer aún más la recepción de señales en tu receptor SDR. Si te encuentras en esta situación debes ensayar diferentes separaciones entre la antena activa y la superficie de zinc. Esta separación significará sub-múltiplos de longitudes de onda y podría llegar a marcar una diferencia importante en alguna banda en particular pero ten cuidado ya que también puede actuar como reflector parásito de ruidos eléctricos.  Llegado a este punto la solución es alejarla tanto como se pueda de esta fuente de ruido.  

Por último, y como una sugerencia extra te dejamos tres simples desafíos. 

  • Ensaya varias alturas de emplazamiento hasta encontrar la ideal para tu estación.
  • Intenta cambiar el tamaño o la forma geométrica de la placa activa de tu Mini Whip
  • Si no tienes techo de zinc ensaya montar planos de tierra y observa resultados.

Luego de estas recomendaciones y de ver nuestras experiencias en el video te invitamos a que no dejes de ensayar esta particular Antena Activa Mini Whip, ideal para receptores SDR, que te sorprenderá como lo hace día a día en nuestra estación de radio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *